Publicada en

¿Se debe sentar al bebé?

Lo de sentar a los bebés es una práctica extremadamente común, por eso  hoy os traemos unas cuantas razones de por qué no se debe sentar al bebé antes de tiempo.

No es lo mismo sentar al bebé a que éste se siente por sí solo. La práctica común entre los padres y madres suele ser sentarlo (cuando aún no lo hace por sí solo) apoyado en el sofá o rodeado de cojines para que no se vuelque.

Podemos pensar que para que un bebé aprenda a sentarse es necesario que lo sentemos, pero lo cierto es que desde el punto de vista del desarrollo motor grueso, estamos cometiendo  grave error.

RAZONES POR LAS QUE NO SE DEBE SENTAR AL BEBÉ ANTES DE TIEMPO

Sentar al bebé antes de tiempo supone no respetar su ritmo evolutivo y de desarrollo, mantener al bebé en esa posición limita su capacidad para explorar y jugar libremente.

Por si esto fuera poco, al ponerlo sentado cuando su espalda aún no está preparada hace que su espalda sufra al estar colocado en una posición que su musculatura dorsal no puede soportar.

Si sentamos al bebé antes de que aprenda otros movimientos como: girarse sobre sí mismo, colocarse para andar a gatas o ayudarse con la mano para incorporarse es posible que ya nunca lo haga, ya que si los acostumbramos a la posición de sentados antes de estar preparados, es probable que se resistan cuando los queramos dejar tumbados boca arriba como posición ideal para comenzar a explorar libremente.

Psicológicamente podemos decir que es obligado a estar en una postura que no ha alcanzado por su propia voluntad y evolución por lo que su movilidad se encuentra reducida.

 

Resultado de imagen de evolución gateo

 

CUANDO EMPIEZAN A SENTARSE DE FORMA NATURAL

Generalmente los bebés lo hacen cuando quieren empezar a gatear que suele ser hacia los 8 meses, sin embargo muchos niños son más precoces y gatean con 6 o 7 asi que es probable que se sienten antes, o puede que lo hagan más tarde, incluso después del año.
Lo ideal es observar los movimientos y sus intenciones.

 

Desde Dilin-Dalan os recomiendamos dar al pequeño oportunidad de aprender a sentarse por su cuenta y no acomodarlo o apoyarlo contra algo, es muy importante respetar su ritmo evolutivo y que el bebé pase por todas las posturas de transición hasta llegar a ese punto. No hay prisa, ellos lograrán todo a su propio ritmo.

Publicada en

Consejos para bañar al bebé

Hoy en Dilin-Dalan queremos compartir unos consejos para bañar al bebé.

En nuestro entorno es práctica común bañar a un bebé a diario y muchos padres y madres usan el baño como parte de su rutina nocturna diaria porque tranquiliza al bebé, no obstante, es necesario afrontarlo con las debidas precauciones.

Lo recomendable es bañar al bebe dos o tres veces por semana, si limpias bien a tu bebé durante los cambios de pañal, es suficiente.

De todas formas no hay inconveniente con el baño diario, siempre que usemos un jabón especial para bebés que no le irrite la piel. Hay que tener cuidado ya que el baño diario puede resecar su piel. Puede ser una buena idea bañarlo solamente con agua.

Se puede empezar a bañar al pequeño a partir del momento en que el ombligo ha cicatrizado por completo, después de la caída del muñón umbilical (para la mayoría de los bebés, esto sucede en las tres primeras semanas de vida).

baby-bath-time

Consejos

  • Puedes darle un baño de esponja a tu bebé en una tina, una bañera de plástico o en el lavabo.
  • Hay que llenar la bañera con 5 o 7 centímetros de agua templada, pero no caliente, a una temperatura aproximada de 32 grados centígrados.
  • No hay que dejar al niño solo ni un momento, por lo que habremos de dejarlo todo a mano para no tener que salir del baño. Toalla o capa, jabón específico, esponja, pañal limpio, crema para el culete y cambio de ropa.
  • Al principio, hay que darle baños cortos. Si el bebé parece no estar contento en el agua, hay que continuar con los baños de esponja hasta que esté listo. Con el tiempo, disfrutará pasar más tiempo jugando y chapoteando en el agua.
  • El bebé debe introducirse en la bañera mediante movimientos seguros, sumergiéndole en el agua de forma gradual. Hay que sujetar al pequeño firmemente; la espalda y la cabeza se deben apoyar en el antebrazo izquierdo de la madre o padre, que al mismo tiempo le sujetará el brazo y el hombro con la mano. Así, se le podrá lavar fácilmente.
  • Hay que lavar primero la cara y el pelo del bebé, después su cuerpo y al final sus pompis. Esto asegura que el agua y la toallita que se usaron para la cara no tengan gérmenes de secreciones. Pero si el bebé está incómodo cuando le lavamos su cara y pelo, hay que considerar lavarlos al final con una toalla limpia y húmeda.
  • Una vez que esté totalmente limpio y bien aclarado, hay que levantar al bebé con suavidad y arroparlo con una toalla.
  • Hay que secar muy bien todo el cuerpo del bebé, especialmente entre los pliegues, sin frotar, preferiblemente con toallas de algodón.
  • Después de secarle, podemos aplicarle una crema hidratante o utilizar un poco de talco líquido, vertiendo primero una pequeña cantidad en la palma de la mano, para después masajearle suavemente la piel.

 

 

 

 

 

 

Publicada en

Primeros dientes: remedios para calmar el dolor

La aparición de los primeros dientes siempre provoca una serie de molestias en el bebé. Hoy en Dilin-Dalan  os hablaremos sobre algunos remedios para calmar el dolor de la dentición.

La dentición en los bebés comienza alrededor de los 5-9 meses de edad, aunque siempre hay casos en los que puede comenzar antes o después. ¿Sabíais que hay algunos bebés que nacen con dientes? Sí, sí, como lo estáis “oyendo”, existen casos de bebés que nacen con uno o incluso dos dientes o que les salga algún diente durante sus primeras semanas de vida.

Es normal que un bebé nazca con uno o dos dientes, a los que se suelen llamar dientes natales. No existen causas definidas, pero los médicos dicen que puede estar justificada por una herencia hereditaria, por una hipovitaminosis o síndromes, y que lo único inconveniente es que estos dientes interfieran en la alimentación del bebé o que sean lo suficientemente sueltos como para que el bebé pueda tragarlos.

Bebé con dientes

 

Cada bebé es un mundo y tiene du ritmo pero este conjunto inicial de la dentición es temporal y es reemplazado más tarde, alrededor de los 6 años por los dientes definitivos.

Hay bebés que pasan por este proceso sin ningún problema pero estos son los síntomas más comunes:

  • Irritabilidad o incomodidad
  • Babeo de saliva (puede provocar irritación facial)
  • Inflamación y dolor en las encías
  • Ganas de morder
  • No querer comer
  • Problemas para dormir

Remedios para la dentición:

  • Facilitar al bebé durante el día mordedores específicos para la dentición o darle el chupete enfriado en la nevera.

Mordedor de madera disponible en Dilin-Dalan:

 

Mordedor madera

 

  • Envolver un trozo de hielo en un trapo de toalla limpia y darle masajes en las encías.
  • Pasar un pedacito de manzana por la encía.
  • Una zanahoria grande congelada, es importante que sea grande para evitar el atragantamiento.
  • Mordedores de silicona libres de BPA.
  • La presión ayuda a calmar el dolor de la dentición. Dale a tu bebé muchos juguetes para masticar. Existen juguetes con baches que aplican presión a las encías cuando los bebés los mastican.
  • El aceite de clavo, cuando se aplica en las encías de los bebés, puede ayudar a calmar el dolor. El regaliz en forma de hierba y el hinojo pueden ser masticados. Ambos producen una sensación de frescura.
  • El té de manzanilla es calmante y puede ser congelado en cubitos de hielo o usado para empapar una toalla y que el bebé la succione. La toalla se puede congelar.
  • Un remedio estupendo para aliviar el dolor de la dentición en los bebés es éste de papilla de avena.
  • Introducir en la nevera un chupete o un mordedor

 

 

Publicada en

Cómo debe ser una cena ideal y nutritiva

Hoy os hablaremos sobre cómo deben ser cenas  de los más pequeños, sanas y equilibradas.

Al programar la cena debemos tener en cuenta el menú de mediodía, la elección de alimentos ligeros y a qué hora nos vamos a dormir. La cena debe hacerse al menos unas dos horas antes de irse a la cama, para que dé tiempo a hacer la digestión.

Para no repetir platos hay que tener en cuenta lo que hemos tomado a mediodía y el día anterior. Si hemos comido pasta, podemos cenar verdura, arroz o patatas, o al revés. Y si hemos tomado legumbres, podemos cenar pasta o verdura, y viceversa.

En cuanto a los segundos platos, si a mediodía comemos carne o pollo (u otra ave), podemos cenar pescado o huevo, o al contrario. Pero no es imprescindible tomar dos platos y postre, puede ser más agradable tomar un plato únicoque incluya todos los grupos de alimentos: por ejemplo, tortilla de patata con ensalada y una fruta de postre.

De postre, es aconsejable no abusar de los dulces ni de postres demasiado grasos, que proporcionan un exceso de calorías imposibles de quemar durante el sueño nocturno. Conviene optar por el consumo de frutas presentadas enteras o cortadas y mezcladas en macedonia. Otra opción son los lácteos, que hoy en día se presentan en una gran variedad de productos.

La diferencia entre el éxito y el fracaso de la cena, muchas veces está en la presentación, ya que los niños ‟comen con los ojos”. A veces, la misma receta les puede encantar o la pueden odiar, solo porque no les ha llamado la atención.

Consejos para preparar una cena nutritiva para los niños:

  • Horarios: conviene que pase un tiempo entre la cena y la hora de ir a la cama, para que la digestión no dificulte el sueño.
  • Cantidades: Una cena muy abundante (no importa de qué tipo de comida) puede hacer que se sientan pesados y dificultar el inicio y, especialmente, el mantenimiento del sueño. Pero tampoco es bueno irse a la cama con el estómago vacío. Una cena escasa favorece los despertares y los reclamos nocturnos.
  • Tipo de comida: Deben ser alimentos ligeros. Por la noche conviene tomar alimentos que se digieran bien: pollo, pescado, verdura, arroz… También podemos tomar legumbres si las hacemos estofadas y en puré. La comida rápida (fiambre, sándwich, pizza…) se puede tomar esporádicamente, no más de una vez a la semana, acompañada de un poco de verdura, por ejemplo, ensalada, y fruta.

 

¡Nos encantaría saber cómo son  vuestros menús! 😃

 

Publicada en

Estimulación táctil, una experiencia muy interesante

Es muy importante la estimulación de los sentidos en los bebés. Hoy os hablaremos de la estimulación táctil ya que la estimulación táctil puede ser una experiencia muy interesante. 

El sentido del tacto, es muy importante para el desarrollo de los bebés. La estimulación temprana táctil pretende tonificar y expandir este sentido, que, a su vez, estimula a las neuronas y a las conexiones entre ellas para un buen desarrollo motor y psicoemocional del niño.

En Dilin-Dalan hemos recopilado unas ideas para poder trabajar este sentido:

32108d0d7ffbeb7bbf0debf47c2a486d

La estimulación táctil consiste en una serie de actividades, a modo de juegos con el bebé, para que éste pueda percibir diferentes tipos de sensaciones al tacto. Por supuesto, la estimulación táctil no debe ser desagradable para él.

64f55435df2b356dc71348c8312edaa3 0fc4c5de474e9d6d09f208c786ce641f bf05e8e6da35d6d63a135e745d72831d

Se permite que los niños toquen diferentes texturas (telas, plásticos duros y blandos, diferentes formas, peluches, etc.) Siempre como si fuera un juego y con los padres controlando que no se meta cosas en la boca que pueda tragar.

6a5f20b2a86eb673de637a24d86cd7fc 98d9551c2567111c25bba44af355f892

 

Beneficios de la estimulación táctil

El mayor beneficio que se obtiene a través de la estimulación táctil, es la posibilidad de desarrollar este sentido con todo el cuerpo a través de experiencias multisensoriales.

Ayuda a que el bebé vaya reconociendo su mundo. Por ejemplo, la diferencia entre duro y blando le servirá cuando empiece a gatear y caminar y reconocer que superficies son más seguras o no.

Es muy importante también la estimulación táctil a través del contacto con la piel de su padre y su madre, puede ser por medio de masajes, caricias o juegos.

 

Enlaces de interés

¿Qué es la estimulación táctil?

 

 

 

 

 

Publicada en

Rincón de lectura: un mágico lugar para los pequeños de la casa

El rincón de lectura es un espacio en el que los niños podrán disfrutar de la lectura. La lectura es la llave prodigiosa de la información, de la cultura, del mundo de la ficción, de la fantasía.…

La mejor forma de inculcar amor por la lectura a los niños es leerles en voz alta desde bien pequeñitos. Viendo a sus padres leer y contar cosas tan divertidas los niños experimentan una pasión por lo que sale de los libros. Poco a poco se animarán a explorar lo que encierran sus páginas, querrán aprender a leer para poder hacer lo mismo que sus padres y poco a poco se irán convirtiendo en lectores independientes.

Leer es una actividad que beneficia a todas las edades, pero en la edad infantil, edad en la que se están formando muchos aspectos de su vida, la lectura les aporta unas bases para toda la vida que les ayudarán a encarar muchas situaciones en su vida adulta.

Rincón de lectura 

El rincón de lectura de los niños debe ser, sobre todo, cómodo. El pequeño que lo ocupe debe sentirse a gusto, poder relajarse y olvidarse de todo lo demás para sumergirse en el mundo de sus lecturas.

Hay que escoger un mobiliario infantil adecuado y ambientar adecuadamente el espacio, para que los peques disfruten cómodamente de la lectura.

Podemos utilizar todo lo que se nos ocurra para organizar nuestros cuentos de la forma más eficaz. Existen soluciones muy variadas dentro del mobiliario infantil: desde las clásicas estanterías hasta simples baldas, pasando por repisas, baúles, revisteros, cestos, cajas, armarios…etc.

La decoración del rincón de lectura puede complementarse, además, con carteles o muñecos de los personajes literarios preferidos del pequeño.

Hemos recopilado algunas ideas:

¡Esperamos que os gusten!

Publicada en

¿Cuando podemos comenzar a sentar a nuestro bebé?

Muchas veces nos preguntamos cuando podemos empezar a sentar a nuestro bebé o llevarlo sentado en su silla de paseo. Cada niño es un mundo y la naturaleza no ha establecido una regla de desarrollo de los niños. Probablemente empezará a sentarse por sí solo entre los 4 y 7 meses. A los 8 meses, la mayoría de los bebés pueden sentarse bien sin apoyo durante varios minutos. (Incluso los bebés que dominan la posición de sentados acaban desplomándose, normalmente porque pierden interés en mantenerse erguidos).

No es bueno que un bebé se siente demasiado pronto porque se puede dañar la espalda. Los bebés tienen poca fuerza en la espalda y los huesos están unidos por ligamentos muy flexibles, un bebé sentado puede adoptar posturas en las que la espalda sufra sobrecargas y que eso acabe generando un daño con secuelas posteriores.

Es cierto que puedes poner y sujetar a tu bebé en posición sentada casi desde el primer día. Pero no se sentará de verdad y por sí mismo hasta que adquiera control de la cabeza.

Consejos para sentar al bebé 

Cuando el bebé llega a la edad comprendida entre los 6 y los 12 meses, además de en su hamaquita, con el respaldo cada vez más elevado, ahora ya podemos sentarle en una esquina del sofá o de su cuna, pero ojo, no entre cojines, sino en un asiento ergonómico que se adapte a su espalda y le mantenga correctamente sentado y estable. Aun así, de momento no debemos dejarle solo ni un segundo porque es fácil que pierda el equilibrio y se caiga o se asuste.

Los pediatras y traumatólogos infantiles desaconsejan utilizar almohadas y cojines mullidos como apoyo, además de por seguridad, porque le obligan a adoptar posturas forzadas que pueden ser nocivas para su espalda.

También advierten que nunca hay que obligar al pequeño a mantenerse sentado si es evidente que no está a gusto o le vemos con ganas de tumbarse.

Bouncy-Cradle

 

 

Una señal que le permitirá darse cuenta de si su bebé está listo, es cuando él pueda mantener la cabeza erguida. La mayoría de los bebés se sientan después de los cuatro meses y a los ocho, ya logran hacerlo sin apoyo de los cojines.

 

Una actitud muy acertada es ayudarle a fortalecer los músculos de su cuello, espalda y brazos. Para esto, cuando el pequeño esté acostado, desde arriba ofrézcale un objeto que llame su atención, de esta manera él o ella intentará levantar su cabeza y sus brazos para alcanzarlo.

Enlace de interés:

Sentar al bebé

 

Publicada en

¿Qué es la dermatitis de pañal?

La dermatitis es un problema cutáneo que se desarrolla en el área por debajo del pañal y es común en bebés de entre 4 y 15 meses de edad.

Normalmente se nota más cuando los bebés empiezan a comer alimentos sólidos.

Se manifiesta por inflamación e irritación de la zona que está en contacto con el pañal y, por consiguiente, con la orina, las heces, y otras sustancias como perfumes o los plásticos del pañal. La afección se ve además favorecida por las especiales características de fricción, humedad y maceración de la zona.

Para evitar esos trastornos, hay que retirar el pañal enseguida; lavar la zona en cada cambio, a ser posible con una esponja y agua y jabón neutro, siempre desde delante hacia atrás; secarla bien y dejar al bebé un rato sin pañal para que la piel se airee.

Cuándo acudir al médico

Con un poco de cuidado y dedicación, la mayoría de los casos de dermatitis de pañal se solucionan en tres o cuatro días sin la ayuda del doctor.  Se debe llamar al doctor si la piel parece haberse infectado (tiene ampollas, granitos de pus, áreas con secreción amarillenta, o heridas abiertas).

Es posible que el pediatra le recete un antibiótico oral.

Como evitar la dermatitis de pañal

Se recomienda aplicar al bebé una pequeña cantidad de pomada para el culito, no es necesario ponerla en cada cambio de pañal, basta con hacerlo solo después de cada deposición.

Existen muchas cremas y pomadas para este uso, las que llevan caléndula resultan muy útiles porque actúan como barrera protectora contra la humedad y alivian las erupciones leves, si las hay.

En Dilin-Dalan hemos hecho una pequeña selección:

Leti laboratorios – Leti at4 pasta al agua piel atópica (75g), su precio es de unos 6€.

 

 

Nutraisdin nappy crema protectora 250ml. Está especialmente concebida para dar respuesta a las necesidades de protección y alivio de la delicada piel del área del pañal.

Mitosyl® pasta lassar 45g. Crema para las irritaciones del pañal, su precio es de entre 4 y 5€.

 

 

Weleda Crema Pañal Bebe De Calendula (75 Ml ). Su precio ronda entre los 6 y 9€.

Previene eficazmente la irritación en la piel de la zona del pañal. Protege y cuida de forma natural la delicada epidermis del bebé. El óxido de zinc tiene propiedades aislantes y absorbentes. La cera de abeja refuerza esta acción formando una fina capa protectora que no obstruye los poros. Consejos de utilización: Se utiliza diariamente antes de cada cambio pañal de forma preventiva.

 

 

 

Lutsine eryplast pasta al agua 200 gr. Prevención y tratamiento de la dermatitis del pañal. Su precio es de 11,50€.

Y a vosotros y vostras, ¿Cuáles son las que más os han funcionado con vuestros bebés?

 

 

Enlaces de interés:

Dermatitis de pañal

Cómo tratar la dermatitis de pañal

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Publicada en

El calzado adecuado para el bebé

Antes de informarnos sobre cuál es el calzado adecuado para el bebé, lo primero que nos debemos plantear es; ¿cuándo debemos empezar a poner calzado a los bebés?, cuando el pequeño todavía no gatea puede llevar calcetines o patucos que abrigarán el pie, pero no debe llevar zapatos ya que durante los primeros meses se relaciona con el entorno a través de los sentidos, y la sensibilidad táctil es una herramienta indispensable para entender e interaccionar con todo lo que les rodea.

El calzado más adecuado para el gateo

Cuando los bebés comienzan a intentar gatear sus pies son aún frágiles y los huesos están en pleno crecimiento, por lo que el roze y golpes de los pies en el suelo no son beneficiosos. A pesar de que hay cientos de maneras diferentes de gatear, las zonas más expuestas de los pies son la punta y el talón. Por ello, es importante que los zapatos que los bebés empleen estén reforzados en el talón y en la puntera.

En esta etapa se recomienda un calzado que permita la total libertad de movimiento de los pies y tobillos del bebé y favorezca el correcto desarrollo de sus pies.

Proximamente en nuestra tienda online podréis encontrar estos zapatos que son una buena opción para el desarrollo de los pies del bebé ya que tienen la suela blanda y antideslizante, son ligeros y cómodos, y permite total libertad de movimiento de pies y tobillos casi como al ir descalzo.

sketch-1453233141399

El calzado debe ser de un material adecuado para que el pie transpire, preferiblemente de piel. Además, recordemos que los zapatos no deben hacerle rozaduras, por tanto, mejor si se calzan con un calcetín, de algodón también para que el pie pueda transpirar.

 

Calzado adecuado para caminar 

Aproximadamente entre los 11 y los 14 meses la mayoría de los niños comienzan a caminar. En este momento los pies del bebé han de soportar, durante el tiempo que esté de pie, el peso de su cuerpo. Los primeros zapatos del bebé tienen el objetivo de proteger el pie y proporcionar equilibrio y estabilidad para que el niño se sienta seguro, al tiempo que favorecer el buen funcionamiento y desarrollo musculoesquelético.

Para elegir los zapatos hay 4 aspectos fundamentales:

Material: Los mas usados en la fabricación de calzado son tela, cuero y plástico. El mejor para empezar a andar es la tela. Transpira mejor que cuero o plástico (el peor). El cuero tiene la desventaja respecto a la tela de que para curtirla se usan sustancias químicas muy agresivas que no es raro que resulten irritantes para algunos niños. Además la tela es más flexible.

La horma: Debe ser recta (si la miramos desde abajo no distinguimos qué zapato es el derecho y cuál el izquierdo). Una horma demasiado inclinada, como la que usamos los adultos, puede deformar los dedos del niño.

Suela: Debe ser flexible y algo gruesa (goma de al menos medio cm de grosor).

El contrafuerte:  Debe tener sujeción, sin ser demasiado rígido. Llegará justo por encima del talón, no más arriba, para que el tobillo se pueda flexionar.

 

Son muchas cuestiones a tener en cuenta, pero no es difícil encontrar estos requisitos para un buen zapato, y la búsqueda siempre valdrá la pena.

 

 

 

 

 

Publicada en

Cómo estimular el desarrollo del bebé

El cerebro del bebé es una esponja. Para aprender solo necesita que le ofrezcamos la posibilidad de experimentar y por eso, en Dilin-Dalan  os vamos a guiar un poco para ayudar a estimular el desarrollo del bebé.

Si bien no hay que esperar mucha interacción con un recién nacido, hay muchas cosas divertidas que se pueden hacer juntos. Desde el primer día, el bebé está interesado en lo que sucede a su alrededor. Dentro de su cabeza, hacen conexiones y la información está siendo procesada y clasificada.
Hay que tener en cuenta que cada niño es único y diferente, y es algo que debemos tener muy en cuenta a la hora de estimularle. El bebé deberá vivir libremente esta experiencia y no como una obligación.

Jamás se deberá forzar al niño a que haga alguna actividad para la que él no esté preparado ni suficientemente estimulado.

El bebé debe sentirse libre y motivado para mantener siempre una buena autoestima durante todo el proceso de aprendizaje.

 

Estimular al bebé de 0 – 6 meses. 

En esta etapa la clave es captar sus sentidos: el tacto, la vista, el olfato y el oído. Hacia el final de su primer trimestre de vida, podrá extender los brazos, tratar de agarrar objetos y quedará fascinado por los sonidos, los olores y las formas.

  • Música y baile. Coloca música suave y con tu bebé en brazos baila siguiendo el ritmo de la melodía. Más adelante notarás que los movimientos exagerados y graciosos divierten a los bebés.
  • Con elementos de la casa. Las primeras etapas de juego con tu bebé consistirán principalmente en mostrarle elementos, cuanto más coloridos mejor y si hacen algún sonido mucho mejor.
  • Leer. No esperes que tu bebé “entienda” los libros a esta edad. Pero le interesará escuchar tu voz con diferentes tonalidades. Más adelante se sentirá atraído por ver las imágenes del cuento.
  • Telas y texturas. Despliega sobre su cara, manos y pies, las telas suaves o sedosas. En unos pocos meses, tu pequeño querrá poner sus manos sobre cualquier cosas que llame su atención. Pero por ahora, seguramente se conforme sólo con contemplarlas maravillado.
  • Móvil casero. Ata o pega con cinta adhesiva en una cuchara de madera algunos recortes de tela, lana u otro tipo de cintas que llamen la atención y muévelos delicadamente por encima y por delante de la cara de tu bebé.
  • Cantar. Aprende algunas canciones infantiles pegadizas y canta a todo volumen. No importa si afinas y si llevas el ritmo, a esa altura, a tu bebé le gustará cualquier cosa que hagas.
Estimular el desarrollo del bebé
Imaginarium experience

 

Aprender a hablar

Algunos consejos que puedes seguir para conseguir que hable mejor:

  • Hablar con el niño a menudo, ya desde sus primeras semanas de vida, empleando frases afectuosas y nombrando los objetos que utilizas para cuidarle.
  • Anímale a expresarse, aunque sea a base de balbuceos. Deja que grite de alegría y que pronuncie las sílabas que, a partir del sexto mes, emite como respuesta cuando oye tu voz. Estimúlale hablándole y animándole a responderte.
  • Emplea un lenguaje sencillo y claro, evitando los términos inventados y mal pronunciados (como guauguau, en lugar de perrito; chicha para la carne u otros…). Debes enseñar al niño a hablar un lenguaje correcto.
  • Ayuda al niño a pronunciar bien las palabras. Repite de manera correcta las palabras y expresiones que pronuncie mal, pero procurando no humillarle ni burlarte de su error.
  • Lee al niño cada día un cuento o cántale una canción.

Aprender a caminar

  • Estimular todos los intentos de mantenerse de pie y caminar:Deja al bebé apoyado en una cama o una silla firme y llámalo de desde más lejos mostrándole su juguete favorito.  A medida que va dando pasos incentívalo y apláudelo.
  • Aprender a ponerse de pie sin apoyos: Coloca a tu lado un banco o una caja de unos 20 cm de altura y coloca un juguete encima de él.  Una vez que ha gateado hacia el banco, aprenderá a apoyarse en él arrodillándose inicialmente y luego se pondrá de pie para alcanzar el juguete que le ofreces.
  • Una buena idea es enseñar al niño que abra cajones.

No hay que forzarlo nunca, ya que cada persona tiene su ritmo y tampoco debemos compararlo con los demás.

 

 

Consejos de estimulación temprana de los bebés

1. Respetar el tiempo de respuesta del bebé. Elige un momento tranquilo para jugar con él. Evita jugar cuando notes que él está cansado y sobrecargarlo de tareas y de estímulos.
2. Elije objetos agradables al tacto, al oído, al paladar, y que sean, claro, seguros.
3. Los juegos deben ir acompañados por canciones, palabras y sonrisas. De cariño y dulzura, también.
4. El juego tiene que ser algo placentero, para los dos.
5. Aprovecha el momento del baño para dar un masaje.
6. Usa la música mientras en el coche o en casa.
7. Enséñale libros. Si es un bebé, hay libros de tela, de plástico, con olores y distintas texturas.
8. Cuenta cuentos antes de dormir.

 

Enlacess de interés:

Estimula el desarrollo de tu bebé

Juegos para estimular a tu bebé

 

 

Fuente:

www.guiainfantil.com